Page Nav

Grid

GRID_STYLE
TO-LEFT

Pages

Ahora

latest

Esta semana culmino con un Proyecto muy controvertido sobre la eutanasia, que pasó su primer debate en Cámara con 23 votos a favor y 9 en contra

  El Salón Boyacá de la Cámara de Representantes,  fue el escenario donde la Comisión Primera de esta corporación,  aprobó en primer debate ...

 

El Salón Boyacá de la Cámara de Representantes,  fue el escenario donde la Comisión Primera de esta corporación,  aprobó en primer debate el proyecto de ley estatutario sobre la eutanasia  o el derecho a morir de un paciente  de forma digna,  con la finalidad de poner fin a su sufrimiento. 

23 Honorables Representantes votaron por él sí, mientras 9 lo hicieron en contra. Para el guajiro Alfredo De Luque,  presidente de esta célula legislativa del Partido de la Unidad Nacional, esta iniciativa dará mucho de qué hablar  “Yo vote a favor, este es un proyecto muy polémico, debido a las posiciones internas de cada representante sobre la situación de permitir o reglamentar la muerte asistida de las personas que se encuentran en estado terminal. 

Esperemos cómo se comporta la votación en los artículos que vamos a votar en la próxima sesión y su paso en la plenaria de la Cámara que va a ser definitivo”, anotó.

Quien voto en  contra del proyecto fue el congresista José Jaime Uscátegui, del Centro Democrático, porque considera falta de respeto a la moral y otras creencias “Este proyecto se hundió en la pasada legislatura. Nosotros nos hemos opuesto, creemos que hay argumentos de índole moral, religiosa y social que plantean que la eutanasia no debe ser una práctica generalizada en Colombia. Es probable que el proyecto logre avanzar en Cámara y veremos cuál es la discusión y sus ajustes en Senado”. 

El congresista por Bogotá, terminó diciendo que en la iniciativa no están incluidos los niños como sujetos activos de este tipo de procedimientos y así se facilita el camino para su aprobación.

Serán tres debates los que falten por aprobar o no esta iniciativa y recordar que en 1997 la Corte Constitucional consideró que era lógico que esa conducta tuviera una pena menor,  porque se está actuando dentro del criterio de compasión y solidaridad que tenemos los seres humanos, y que está consagrado en nuestra Constitución Política.


No hay comentarios.

Traductor